Andar como un broker de la City

Andar por la City sin chocar con una marabunta de gente es una custión de actitud. La City, el barrio financiero de Londres, y a la vez en centro histórico de la ciudad, tiene calles estrechas que entre las cinco y media y las siete se abarrotan de profesionales de las finanzas que se van a casa. Y esta gente se divide en dos grupos: los que andan en su camino y los que los esquivan.

Ya hablé un día sobre la estrategia rompehielos para andar en calles abarrotadas. Pero eso era aplicable a la ciudad de Londres en general. La City es distinta, como lo es la gente que anda por ella.

Dicen que para sobrevivir en el mundo de los mercados financieros hace falta tener personalidad y aplomo. Hay quien a falta de esto, lo suple con mala educación y desconsideración. Llamémosles “Citymen”. Lo que nos lleva de nuevo a las concurridas calles de la City en las últimas horas de la tarde.

La mayoría de gente anda anárquicamente y sin seguir una ruta recta. Pero ahí están los Citymen. Se les ve de lejos. Van mirando al horizonte, como si su “Visión” estuviera más allá de los que el resto de humanos pueden concebir. Jamás van a concederte el privilegio de mirarte a los ojos. No estás a su altura. Y evidentemente no tienes derecho a ponerte en su camino.

Es una cuestión de credibilidad. Si al verlos venir sabes que ellos no se van a apartar, acabas apartándote tu. La cuestión es qué ocurre si por despiste o por andar pensando en tus cosas no te apartas? Pues que te vas a ganar un buen golpe en el hombro o un carterazo. No te molestes en girarte para saber qué ha ocurrido. Él ya está metros atrás y no va a girarse siquiera para esbozar una disculpa.

Pero lo peor es cuando llueve. Los Citymen utilizan los paraguas como si fueran una arma blanca. Los alambres de las puntas pasan zumbando junto a tu cara. Esos paraguas llevan un cartelito colgado que dice “Apártate de mi camino, perdedor”. Uno de estos dias alguno va a tener que llevar su traje de Cityman a la tintorería sin esperarlo.

Aquí una visión alternativa a la teoría de la credibilidad

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Londres

3 Respuestas a “Andar como un broker de la City

  1. Si estos no son de este mundo, que se compren un aeroplano para no pisar la calle. Cuando te vengues, dedícame un pedacito de tu venganza (me conformo con el camal sucio de un pantalón).

  2. hideous

    a mi me pasa lo mismo, los odiooooooo!!!! gente rara esta de Londres…. lo mismo hacen cuando van hablando por telefono celular y caminan y no les importa si hay gente alrededor, te empujan, te golpean, es como si solo ellos estuvieran en el mundo y el resto fuera invisible!!!

  3. felixalonso

    Avísame el día que salgas en plan “un día de furia”, yo puedo abarcar el area de moorgate :)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s